Trichet volverá a subir los tipos antes de fin de año, de hecho confirma que no pretende modificar su intención de llevarlos hasta el 3,5% en diciembre. Mantiene la cautela por la inflación y una política monetaria acomodaticia. Es preciso, por el momento, seguir subiendo estableciendo por ahora el 3,5 como nivel de llegada aunque no se descarta el 3,75%.
Sorprendiendo muy al alza se hallan las Bolsas gracias a un excepcional comportamiento, que contrasta con el de las curvas de tipos, obedeciendo a movimientos corporativos y a una perspectiva de crecimiento a nivel global que en Europa sigue siendo positiva, a pesar de la evidente desaceleración norteamericana. Hoy se conocerán los datos de empleo en EEUU, pero las variaciones serán escasas porque se limitará a ratificar la evidencia.