No sería justo decir que ha sido su peor año, sino más bien que, en su caso, toda comparación con el 2013 resulta catastrófica. Desde la corrección de mediados de octubre, los fondos más personalistas del mercado han sabido resarcirse para un Ibex 35 cuya rentabilidad es cinco veces inferior a la conquistada un año atrás.

¿Por qué ha ido tan mal todo este año?, preguntábamos a Carlos Andrés Poyo, director de Inversiones de Banca March, hace unas semanas durante la presentación de perspectivas de la gestora de cara a 2015. “Este año lo que ha pasado ha sido que las grandes compañías han sido las que mejor se han comportado en el año. Además, 2014 ha sido un año extraordinariamente malo para los fondos que hacemos gestión activa”, reconocía el experto…y parece ser una evidencia si nos atenemos a los datos.

La gestión activa no ha dado los frutos esperados este ejercicio, sobre todo, considerando que venía de un 2013 más que fértil para los conocidos como ‘fondos de autor’. La rentabilidad media obtenida por los ocho fondos seleccionados fue de un 36,8% a cierre de 2013, bien es cierto que con un Ibex 35 que cerró el ejercicio con una rentabilidad del 21,4%. 2014 se antojó bastante más complicado y la rentabilidad media de estas carteras superó de manera ínfima el 2%. El selectivo se sitúa cerca del 4% anualizado.

Joan Grau, director de EDM Gestión, nos decía a comienzos de octubre que “las compañías son como seres vivos” y “siempre encuentran esas flores en el mercado”, aunque nadie dijo que fuera fácil.

EVOLUCIÓN FI 2013/2014



El annus horribilis de los fondos de autor

EDM Inversión ha resultado ser el fondo que mayor rentabilidad ha recabado a final de año. Se anota hasta un 6,26% que podría considerarse ‘el pico’ o la calderilla sobrante de la rentabilidad del 2013 que se acercó al 40%.

Más allá de la tendencia del fondo, la gestora EDM Gestión ha sido la más beneficiada por el 'baile' de gestores que han vivido varias casas como Bestinver, Fidelity o la gestora de la Mutua Madrileña, según los datos que semanalmente desde que comenzara la sesión de baile ha ido reportando Morningstar. 

La clave del éxito del fondo bajo el ala del señor Grau ha sido la apuesta por compañías de nicho a las que destina hasta el 24% del portfolio. Otro 25% se lo reparten entre el sector financiero, con una exposición principal a través de las aseguradoras Mapfre y Catalana Occidente, y el constructor. Grifols, farmacéutica a la que destinan el 8,51% de la inversión, siempre ha sido su principal apuesta. "En los últimos meses, no hemos dejado de comprar acciones de Grifols para que siempre se mantuviera en la primera posición", reconocía Grau. 

Principales posiciones del fondo: Grifols (8,51%), Acerinox (7,21%), Técnicas Reunidas (5,14%), Mapfre (4,7%), Catalana Occidente (4,6%), Telefónica (4,4%), BME (4,3%), CAF (4,1%), Viscofán (4,1%) y Gamesa (4,05%)


Gesconsult Renta Variable. Ha resultado ser el merecedor de la medalla de plata de este 2014 con una rentabilidad del 5,30%. Esta cartera forma parte de la media docena de fondos que maneja la gestora y es uno de los dirigidos por Alfonso de Gregorio que decidió para este año apostar por el sector financiero por encima del resto, con un peso del 24%, según datos ofrecidos por Morningstar. Entre BBVA y el Banco Santander, sus dos mayores posiciones, se llevan el 12% de la inversión. Destaca su apuesta, como en el caso de todos los fondos de autor, por compañías medianas que se ejemplifica en el Gesconsult RV en Cie Automotive, entre las primeras cinco apuestas del gestor. 

Cie es una de las 15 compañías recomendadas por David Ardura, subdirector de Gestión, de cara al año 2015 durante la presentación de sus perspectivas realizada en Madrid a finales del mes de noviembre. 

Principales posiciones del fondo: BBVA (6,34%), Banco Santander (6,06%), Telefónica (5,8%), Cie (5,41%) e Inditex (4,82%)


El bronce es para Mutuafondo España, fondo ahora cojo sin su gestor estrella, Ricardo Cañete, que decidió cambiar de casa para sucumbir a los encantos de Beltrán de Lastra y de Bestinver. "“Hemos dado en el clavo con él”, nos decía De la Lastra en una entrevista concedida a Ei unas semanas más tarde de que se anunciara su fichaje tras la salida de Francisco García Paramés. “Tiene una manera de pensar en las inversiones muy sensata”, remachaba el nuevo director de Inversiones de la gestora madrileña.

El fondo ha conseguido una modesta rentabilidad del 5,48% frente al 38,8% conseguido el año anterior. Con menos volatilidad respecto al índice es curioso cómo el primer sector por peso dentro de la cartera es el sector financiero con un 18,8%, seguido por la Industria, consumo cíclico y telecomunicaciones, siendo Telefónica la primera posición del fondo en la actualidad. Tiene cierta inversión en Portugal (13%) y una repo con vencimiento en enero de 2020. 

Principales posiciones del fondo: Telefónica (7,68%), Mapfre (4,33%), BBVA (4,16%), IAG (3,6%), Banco Popular (3,33%), Acerinox (3,04%), Mediaset (3,0%), NH (2,92%) y Almirall (2,86%)


Los fondos Siitnedif Tordesillas y Okavango Delta todavía se mantienen en positivo, aunque no ha sido hasta la recta final del año cuando lo han conseguido, con rentabilidades bastante modestas del 4,2% y 3,3% respectivamente. Quizás no en base a la evolución del selectivo de referencia, pero cabe recordar que el fondo de Abante, gestionado por José Ramón Iturriaga, fue el más alcista del 2013 con una espectacular rentabilidad superior al 72% gracias, entre otras, a su apuesta por Catalana Occidente

En base al descuento con el que cotiza hoy el mercado, Iturriaga reconocía en una carta a sus inversores que "pocas veces en la vida hay oportunidades como la de hoy para entrar en bolsa". 

En números rojos se encuentran los fondos March Valores, de la gestora Banca March, con una pérdida del 5,25%, junto a las dos casas que han sufrido las mayores salidas de flujos de capital tras la marcha de García Paramés, en el caso de Bestinver, y de Firmino Morgado, en el caso de Fidelity. En concreto, la gestora de Acciona ha perdido un 30% del patrimonio gestionado desde que a finales de septiembre su gestor estrella anunciase su marcha, mientras que a Fidelity le ha costado otro 31,9%, según datos elaborados por Morningstar. 

¿Cuál ha sido el error este año? Quizás la clave hay que buscarla en lo que decía Poyo y no es otra que el hecho de no haber dado demasiado peso a las grandes compañías en cartera. Bestinver Bolsa destina el 53% del portfolio a la inversión en medianas compañías, mientras que el March Valores invierte el 35,6%. 

Otra de las claves hay que buscarla en la vecina Portugal. Los fondos de Bestinver y de Fidelity Iberia cuentan con una exposición del 33% y del 13,2% en cada uno de los casos. El índice principal del mercado luso, el PSI-20, ha vivido un año terrible, principalmente desde que afloró el escándalo de Banco Espírito Santo el pasado verano. Es el peor selectivo con mucha diferencia de Europa con un desplome en 2014 que supera el 27%.