“Se van cerrando flecos por medio de medidas, por lo que creo que veremos un final de año en positivo”. Y, es que “en el 8.200 se ha parado el mercado y ha vuelto a subir, por lo que no me extrañaría que se desplegara una nueva amplia subida”, afirma el experto en declaraciones a Radio Intereconomía.

“Los resultados de FCC
son los más negativos que hemos conocido hoy. Aprovecharía cualquier rebote a zona de 20 euros para deshacer posiciones”. En cambio, “Grifols no me da ningún miedo, se ha comportado como valor defensivo”. Por otro lado “debemos estar largos en Sacyr y Repsol sin problema”.


“El mercado no se cree que pueda mantener el dividendo Telefónica, sin embargo, Alierta vive para el accionista y no me extrañaría ver alguna operación extraordinaria, como desinversiones o sinergias en Brasil ocultas, para realizar un reparto extraordinario”.