En estos momentos, podemos comprar a niveles bajos tomando posiciones en los próximos meses, aprovechando las caídas significativas para construir carteras y posicionarse de cara a fin de año.
No debemos buscar razones particulares a los actuales movimientos de mercado. Hemos tocado niveles mínimos y la actual revalorización del Ibex hace normal la toma de beneficios. Ahora vemos el futuro del S&P con una tímida ganancia, con lo que puede que los mínimos los hayamos visto y ahora vayamos de menos a más.