Después de que la presidenta de la Reserva Federal calmase las aguas en el mercado norteamericano, los principales índices han vuelto a terminar con subidas.
Al igual que sucediera en el día de ayer, la bolsa estadounidense ha vuelto a cerrar con subidas. Todavía resuenan los coletazos del discurso de Janet Yellen en la jornada de ayer en el que tranquilizó a los mercados y dejó patente que no se van a precipitar absolutamente nada en la política monetaria, sino más bien todo lo contrario. Parece que el debate sobre la posible anticipación de los tipos de interés se ha diluido por momentos.
(Ver: Necesitamos que la macro cumpla en EEUU)

De esta manera, el S&P 500 empieza la sesión con un repunte del 0,70%, el Dow Jones comienza con subidas del 0,46%, mientras que el Nasdaq se revaloriza el 1,64%. (Ver: Identificación de oportunidades y operativa en índices bursátiles).

El S&P 500 sube cerca del 1,3% en el primer trimestre, siendo su quinta alza consecutiva. Asimismo, hoy se produce la quinta vez en el último mes que el índice sube por encima de los 1.880 puntos. 

Así pues, estas revalorizaciones no son sino una continuidad a lo que ya se empezó a sentir en el día de ayer. Un sentimiento más optimista como consecuencia de que la máxima dirigente de la FED asegurase que su prioridad seguía siendo que el nivel de paro de Estados Unidos descendiese y que, para ello, los estímulos debían continuar hasta que hiciera falta.

Esa posición más dovish no es de extrañar puesto que cuando ya era segunda de a bordo en la principal institución monetaria, ya había expresado sus prioridades. Estas no eran otras que el hecho de que el mayor número de ciudadanos se encontrara trabajando en el país. De momento la tasa, sigue siendo superior al 6,5% y, pese a que se ha eliminado el requisito del fordward guidance, sigue siendo una prioridad.

Por otro lado, hoy se han conocido varios datos macroeconómicos que han influido a la cotización en Wall Street. En primer lugar, se ha sabido el informe sobre el ISM manufacturero estadounidense, que ha conseguido subir con respecto al mes anterior hasta los 53,7 puntos. Aún así, ha sido inferior de lo que esperaba el consenso de mercado que esperaba una lectura de 54 puntos. (Ver: España; el PMI manufacturero en máximos a pesar del empleo)

También hemos conocido el dato de ventas semanales de cadenas comerciales. En concreto, subieron un 3,6% en el último mes desde la caída del 1,5% del mes anterior. Se trata de un dato positivo, después del duro invierno que ha azotado al conjunto del país.

Asimismo, las ventas de Chrysler subieron en marzo un 13%. Una cifra absolutamente por encima de lo previsto, puesto que supone que es el mejor dato en estos 30 días desde el año 2007. (Ver: Oportunidad de compra en Amazon, Google y Facebook)

Desde el punto de vista empresarial, Facebook ha terminado la sesión subiendo más de un 3%. La red social más importante del mundo cada vez recibe más elogios sobre su operación de compra de WhatsApp, cuando al principio fue bastante criticada. (Ver: WhatsApp sigue ganando adeptos tras la compra de Facebook)

Asimismo, Verint ha terminado con una revalorización por encima del 5%. El proveedor de software aseguró que sus ganancias ajustadas estarán entre 3,20 y 3,40 dólares por acción en comparación de los 3,12 que estimaba el consenso de mercado. La compañía también espera que las ventas puedan subir hasta los 1.130 millones de dólares. (Ver: UBS inicia cobertura en 3D Systems como neutral)

En este contexto, la rentabilidad de los bonos a 10 años se encuentra en 2,7590%. El EURUSD se cambia en 1,3794 dólares. Mientras que el brent está en 105,49 dólares el barril. Por último, el oro cotiza en 1.278 dólares por onza tras tocar máximos de seis meses.