La empresa tecnológica ha acudido a su cita con los inversores al cierre del mercado norteamericano y ha obtenido un beneficio que ha sido de 5,04 dólares por título.

Al fin fue el momento de la gran tecnológica de Estados Unidos. Se esperaban con ansia al cierre del mercado de hoy sus resultados del primer trimestre del año.

En este caso, las ganancias netas de la compañía californiana fueron de 3.450 millones de dólares, o 5,04 dólares por acción, en comparación con los 3.350 millones de dólares, o 4,97 dólares por título que presentó en el mismo periodo del año anterior. Aún así, ha estado por debajo de las estimaciones de los analistas.

Además, el nivel de ingresos ha alcanzado los 15.400 millones de dólares. O lo que es lo mismo, un 19% más con respecto al mismo periodo 12 meses atrás. Ya el año pasado la compañía cerró el ejercicio con un aumento del 17% en su beneficio y consolidando sus ventas en los 16.860 millones de dólares.

Lo que se sigue esperando de Google, como así han mostrado las primeras cuentas del año, es que siga haciendo hincapié en el crecimiento de su área de mercado referente a la búsqueda de anuncios para sus divisiones de móviles y PC’s. Además, la pretensión de la firma estadounidense es que YouTube siga ganando popularidad, por lo que los anuncios display sean cada vez más elevados. De hecho, se espera que para este ejercicio los ingresos de esta unidad de negocio lleguen a sumar la cantidad de 4.700 millones de dólares.

Actualmente los anuncios por buscador de Google suponen el 35% del valor total de la compañía. El coste por clic, una métrica que mide el precio pagado por el número de veces que un visitante hace pincha en un anuncio de búsqueda, se ha mantenido estable en los últimos años. Uno de los retos de la empresa es conseguir que se mejoren esos datos a lo largo del año.