El fondo Horizon American Equity de Henderson es un fondo concentrado, gestionado sin referencia a un índice, cuyos gestores se centran en optimizar una cartera de entre 30 y 50 ideas de alta convicción. Cada posición representa entre el 1,5% y el 3,5% del fondo y las 10 principales posiciones del fondo representan el 25%-40% del mismo, lo que hace que todas las inversiones contribuyan significativamente a la rentabilidad total. El fondo que invierte en valores de EE. UU. y Canadá, no adopta a priori un sesgo growth o value y, aunque es un fondo de toda capitalización, suele tener una ponderación por encima de la media en mid-caps. Está denominado en USD.
Sus resultados le colocan en lo más alto del podio, ya que se ubican dentro del primer decil en todos los periodos, desde 6 meses hasta 5 años. En los últimos 3 años el fondo ha arrojado una plusvalía del 62,6%, comparado con una revalorización del 39,6% para el S&P 500, su índice de referencia. El proceso de inversión del fondo combina un enfoque de inversión tipo hedge fund con una construcción de carteras long-only. Se trata de un proceso de inversión completamente bottom-up, y por lo tanto puede divergir significativamente del índice de referencia. La selección de valores se complementa con una amplia visión top-down de la exposición sectorial y el control del riesgo. Las ideas nuevas provienen de distintas fuentes, ya que los gestores buscan principalmente empresas cuyos beneficios puedan sorprender positivamente. Usan diversos parámetros de valoración, incluyendo algunos que suelen ser dominio exclusivo del mundo hedge, como son el análisis SOTP (Sum Of The Parts o “suma de las partes”) y valoraciones de private equity. La filosofía de inversión se apoya en tres principios: 1. Una selección de valores superior depende de la identificación de empresas que puedan superar las previsiones de beneficios descontadas por el mercado. 2. Las empresas con un menor seguimiento relativo en la comunidad inversora son las que tienen más posibilidades de sorprender al mercado. 3. El comportamiento de los inversores puede crear oportunidades para los que estén preparados a adoptar una opinión basada en la teoría del inversor contrario. Al seleccionar valores, el equipo aspira a comprender los impulsores fundamentales de los negocios y su percepción por los inversores. La calidad de las empresas se determina mediante el análisis de los factores que impulsan sus ingresos y su rentabilidad y su posición en el mercado y evaluando la calidad de su equipo directivo mediante reuniones regulares con las empresas (más de 300 al año). El Henderson Horizon American Equity Fund está gestionado por Nick Cowley y Antony Gifford, quienes tienen una experiencia conjunta de más de 20 años en gestión de estrategias tanto tradicionales (long-only) como hedge. Ambos pertenecen al equipo de Renta Variable Multiestrategia EE.UU., encabezado por Robert Villiers y formado por seis profesionales con experiencia en diversos estilos de inversión, incluidos hedge funds, situaciones especiales, event-driven y pair trading. Esta procedencia mixta otorga al equipo de inversión una perspectiva diferenciada sobre las oportunidades de inversión que surgen. Filosofía de riesgo Henderson considera que el mejor modo de añadir valor para los clientes de forma consistente consiste en asumir un riesgo diversificado, compensado e intencionado. El índice de referencia del Horizon American Equity Fund a efectos del control de la gestión y el riesgo es el S&P 500. Sin embargo, la gestión del riesgo no dicta la selección de valores para este fondo concreto. El gestor utiliza determinadas características relativas al índice de referencia para controlar el riesgo de la cartera, dado que espera que el fondo muestre ciertos rasgos relativos a los del índice de referencia. Cuando esto no se cumple, el gestor tiene libertad para investigar las diferencias con el fin de evitar los riesgos no intencionados que surgen de las posiciones independientes mantenidas en la cartera. Se considera que esta filosofía proporciona una medida más activa del riesgo de cartera de este fondo. Rentabilidad La contribución más significativa a la rentabilidad del mes ha sido nuestra posición en el fabricante de calzado Crocs, que publicó unos beneficios impresionantes y volvió a elevar sus previsiones de beneficios futuros. La compañía de servicios petrolíferos National Oilwell Varco también subió después de registrar otro sólido trimestre. Asimismo, nos favoreció nuestra posición infraponderada en el sector financiero, que sufrió debido a las turbulencias de los mercados de crédito. Por el lado negativo, la farmacéutica Wyeth bajó después del aplazamiento sufrido por uno de sus fármacos en desarrollo debido a la exigencia de ensayos adicionales de la Food and Drug Administration. Actividad de inversión Incorporamos la farmacéutica Merck cuando los resultados superaron significativamente las expectativas y vendimos la empresa de biotecnología Amgen debido a la desaceleración de su crecimiento y a la preocupación por las normas de Medicare que limitan el reembolso a los pacientes en el caso de sus fármacos contra la anemia. En el sector de tecnología, cambiamos la empresa de videojuegos Activision, una posición de gran éxito, por su competidora Electronic Arts, que lanzará varios juegos nuevos de cara a las Navidades. También compramos el fabricante de láminas de silicio MEMC Electronic Materials después de un aumento de la demanda de los fabricantes de paneles solares. Esta compra se financió con la venta de Corning, que había disfrutado una sólida subida. Perspectivas Mantenemos el optimismo respecto a las perspectivas de la renta variable estadounidense, si bien consideramos que la incertidumbre respecto al próximo movimiento de los tipos de interés podría conducir a un periodo de intensificación de la volatilidad. El crecimiento de los beneficios se está desacelerando moderadamente, pero las valoraciones históricamente atractivas y los balances saneados deberían conjugarse para ofrecer un modesto potencial de subida al mercado.