El director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, advirtió hoy de que las medidas de estímulo a la economía deben continuar ya que la crisis global todavía no ha terminado.
 Aunque "ya han empezado a llegar algunas signos alentadores, hace unos meses en los países europeos y ayer en Estados Unidos" esto "no quiere decir que la crisis haya pasado", declaró en una conferencia celebrada en la localidad italiana de Rocca di Papa, cerca de Roma.

"La crisis no acabará hasta que el paro empiece a descender y para ello todavía hay que esperar muchos meses". De hecho "todavía tenemos por delante entre diez y doce meses de aumento del paro a nivel mundial", puntualizó.

Además, si se quiere evitar el riesgo de una doble caída, "es absolutamente demasiado pronto para retirar las distintas medidas de estímulo" que se han ido tomando para hacer frente a esta situación.

Según datos publicados hoy, la media de paro europea alcanzó en septiembre su cota máxima desde la introducción del euro, subiendo hasta el 9,7% en la zona euro y el 9,2% en el conjunto de la Unión Europea. Hace un año, la tasa de paro era del 7,7% en la zona euro y el 7,1% en el conjunto de la UE.