Los datos publicados por la Reserva Federal acerca de las entidades que recibieron ayudas sitúan a UBS y a Barclays entre los primeros puestos de dicho ranking.
En total la Fed destinó 3.3 billones de dólares para salvar a estas entidades. Este hecho ha motivado un gran debate en EEUU acerca de la responsabilidad que tienen las autoridades norteamericanas con sus bancos nacionales, al destinar estas ayudas a bancos europeos. UBS fue el mayor destinatario de estos fondos, al recibir un total de 74,500 millones de dólares, más del doble de la cantidad recibida por Citigroup, el banco de EEUU más beneficiado por las ayudas. Según la portavoz de UBS, Karina Byrne, "los bancos que se han beneficiado de estas ayudas deberían de ser vistos dentro de un contexto de deseo general por mantener la flexibilidad y la diversificación en el origen de nuestras fuentes de financiación” .

Por su parte, Barclays, con sede en Londres, recibió el mayor importe en otro plan de ayudas de “préstamos overnight” (préstamos concedidos a muy corto plazo) cuando recibió 47,900 millones de dólares el 18 de septiembre de 2008. “Estamos hablando de importantes sumas de dinero para rescatar a bancos extranjeros” comentó el Senador Bernard Sanders. Y añadió, “¿se ha convertido la Reserva Federal en el Banco Central del mundo?, creo que es una pregunta que debe ser considerada”.

El plan de ayuda de EEUU hacia los bancos europeos, con el fin de mejorar su control por parte del Banco Central, es el más importante de los últimos 30 años. La Fed, que publicó los detalles de 21,000 transacciones, dio a conocer a través de un comunicado que sus once planes de emergencia diseñados ayudaron a estabilizar los mercados y a fortalecer la recuperación económica. La Fed añadió que no ha tenido ninguna pérdida por los créditos concedidos, pues han sido todos devueltos.

Mucho Peor

Para Perry Mehrling, analista senior de Morin Center, “las cosas podrían haber ido peor si no se hubiera ayudado a los bancos extranjeros. Ahora entendemos el papel que juega la Fed a nivel mundial”. Otros beneficiados por las ayudas fueron los norteamericanos Bank of America y Wells Fargo & Co con 45,000 millones de dólares cada uno. Goldman Sachs, quién publicó unos beneficios record durante el año pasado, recibió un total de 24,000 millones de dólares.
 
Pinche aquí para leer el artículo completo.