El Banco Santander lanzará una oferta pública de adquisición de acciones (OPA) de exclusión sobre el 9,4% de su filial portorriqueña Santander Bancorp que no controla a un precio de 12,25 dólares por título, lo que eleva el importe de la operación a 50 millones de dólares (34,2 millones de euros).
La entidad que preside Emilio Botín, que utilizará sus recursos propios para financiar la transacción, indicó que tiene previsto iniciar la oferta en el plazo aproximado de un mes.

Los títulos que no acudan a la oferta serán amortizados mediante una operación denominada "shot form merger", por la que dichos accionistas recibirán un importe en metálico, equivalente al precio de la oferta.

Una vez concluidas estas operaciones, el banco, que ostenta una participación del 90,6% en su filial de Puerto Rico, "dará los pasos necesarios" para excluir las acciones de Santander Bancorp de cotización en la Bolsa de Nueva York y en el Latibex.

Santander explicó que ha decidido acometer esta operación para reducir costes en torno a dos millones de dólares (1,36 millones de euros) anuales, incluyendo los gastos de auditoría, legales y determinadas remuneraciones.

Además, el grupo persigue optimizar la gestión de la entidad portorriqueña, eliminando, por ejemplo, el tiempo que parte de los trabajadores dedica a atender a los accionistas. Por último, Santander recuerda que el volumen de negociación diario de su filial apenas alcanza el 1,10% del 'free float', lo que representa una liquidez "muy pobre" para los accionistas.