Mañana el Banco Sabadell pagará a sus accionistas un dividendo de 0,07 euros brutos por acción (0,0574 euros netos) por los beneficios del ejercicio de 2009. En sus resultados semestrales, esta entidad obtuvo un beneficio neto 332 millones de euros, lo que supuso una caída del 22,5% con respecto a las cuentas del mismo periodo de 2008..