Martinsa-Fadesa no prevé volver a cotizar en bolsa hasta 2009, según las estimaciones realizadas por sus asesores legales, pertenecientes a Gómez Acebo & Pombo, informaron hoy a Europa Press en fuentes de esta firma. Los expertos de este despacho calculan que la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) no levantará la suspensión de cotización de la inmobiliaria, decretada el pasado lunes 14, hasta que la compañía no alcance un acuerdo con sus acreedores, tal como adelanta hoy el diario Expansión. En este sentido, los profesionales de la firma estiman que una vez que el Juzgado de lo Mercantil número 1 de A Coruña declare el concurso de acreedores (antigua suspensión de pagos) de Martinsa-Fadesa, solicitado por la empresa el pasado martes, será preciso invertir entre cuatro o cinco meses en cerrar un acuerdo con los acreedores.
En fuentes de Gómez Acebo & Pombo apuntaron que la intención de la compañía es iniciar en cuanto sea posible la negociación del convenio con los bancos, que son los acreedores principales. Martinsa-Fadesa ya avanzó el pasado martes, cuando solicitó el concurso, su intención de realizar una propuesta de convenio anticipado en el plazo habilitado por la Ley Concursal. Además, tal como garantizó la empresa entonces y ha venido reiterando los últimos días, la declaración de concurso no supondrá la suspensión de su actividad, con lo que se ha comprometido a ejecutar la obras en marcha y entregar las viviendas comprometidas con sus clientes. La CNMV suspendió el pasado lunes la cotización de Martinsa-Fadesa cuando la inmobiliaria había perdido el 50% de su valor en sólo dos jornadas, descenso que se precipitó cuando informó al mercado sobre las dificultades de obtener financiación.