Las reservas de Repsol YPF se redujeron un 8% durante 2007 con respecto al ejercicio anterior, después de que los inventarios de crudo cayesen un 10% y de que los de gas lo hiciesen a un ritmo del 6,4%. En concreto, la compañía disponía a finales de año de reservas de 2.404 millones de barriles de crudo o equivalente, frente a los 2.612 millones de barriles contabilizados a finales de 2006, según la información remitida por la petrolera al regulador del mercado estadounidense, SEC. De esta cantidad, 1.399 millones de barriles corresponden a recursos desarrollados y 1.004 millones a activos no desarrollados. En Argentina se concentra la mayor parte de las reservas desarrolladas, equivalentes a 900 millones de barriles.