Las Cámaras de Comercio prevén que continúe la tendencia de recuperación de los precios, de forma que pasen a tasas interanuales positivas antes de que termine el año. Según indicaron en un comunicado, los cambios producidos en la recuperación de los precios energéticos sustentan principalmente este cambio de tendencia en el nivel general de precios. En términos generales, añadieron, "las negativas tasas de inflación reflejan la contención del consumo y de los márgenes empresariales" y permiten un diferencial de inflación favorable para la economía española respecto a la zona euro que "contribuye a la mejora de la competitividad y ayuda a la recuperación del déficit comercial".