El Consejo Superior de Cámaras de Comercio estimaron hoy que en los meses inmediatos la inflación podría subir "algo más", después del repunte al 4,6% en mayo, aunque consideran que a finales de año y principios de 2009 los precios irán moderándose paulatinamente. El organismo lamentó que la inflación haya vuelto a retomar la senda alcista, tras un mes de abril de "relativa moderación", debido al aumento del crudo en los mercados internacionales y a su traslación a los precios internos de los carburantes y combustibles, que "ha espoleado nuevamente" a determinados servicios y productos.
Para las Cámaras, la elevada cotización internacional del crudo y la tendencia de mantenimiento o incluso mayor crecimiento para los próximos meses, no permite ser "muy optimista" en cuanto a la evolución de la inflación española. Sin embargo, prevé descensos de la inflación a finales de año, ya que el IPC subyacente se sitúa por debajo del índice general y se estiman unas perspectivas de ralentización económica, principalmente del consumo, que contendrán la tensión sobre los precios. Entre los riesgos, destaca que se mantienen las rigideces en los precios de los alimentos y la creciente cotización del crudo en los mercados internacionales. En opinión de las Cámaras, la moderación del diferencial de precios con la zona euro debe ser el objetivo básico de la política económica, dado que esta diferencia "complica" la estrategia competitiva de las empresas. Por ello, las Cámaras demandan iniciativas y políticas de impulso de la productividad y competitividad para mejorar esta situación.