La compañía química, apartada de la negociación en bolsa por sus problemans financieros, ha comunicado a través de la CNMV la consecución de un préstamo de 15 millones de euros por parte del Institut Català de Finances. Esta cantidad, añade el grupo, "es precisa para acometer el Plan de Reestructuración aprobado por la Junta General Extraordinaria del pasado día 17 de diciembre de 2009".