La debilidad del dólar está animando a los inversores a apostar por el mercado de materias primas, especialmente por el oro, pero también la plata, explica Ashraf Laidi, director de estrategias de mercado de CMC Markets en Londres.

Este experto señala que “la Reserva Federal de Estados Unidos va a iniciar una segunda vuelta de medidas de facilidades cuantitativas, o incluso el Banco de Japón, que técnicamente nunca llegó a abandonar medidas de esta naturaleza”. Ídem para el banco de Inglaterra –continúa- “pues hay altas probabilidades de que inicie una segunda vuelta de medidas de quantitive easing comprando bonos británicos, del mismo modo que hay altas probabilidades de que el Banco Central Europeo inyecte liquidez en el sistema”

Otra de las claves en el aumento de la demanda del oro son el descenso de las tasas de interés como consecuencia de las políticas monetarias, lo que hace que los dividendos de cualquier bono –el Bund alemán, el Guilt británico, americanos o japoneses- bajen y estos son los que representan el precio del dinero y el dinero es una forma de medir la rentabilidad del oro. Esta es la razón: “cuando los rendimientos de los bonos bajan, cuando la rentabilidad del dinero es casi cero, la gente invierte en oro”, reitera Laidi.

Mientras el oro no baje del 27% de sus máximos, cómodos para seguir alcistas

En lo que respecta a la rentabilidad del oro, este gurú del mercado explica que “el oro tiene capacidad para apreciarse”. Y esto no es una historia nueva, “hemos visto rallies en el oro a finales del año 2000 y hasta principios del 2002”. Como podemos ver en este gráfico -señala- “es un gráfico semanal de los últimos 5 años, digamos que vamos al año 2005 cuando estábamos en los niveles de 420 dólares. No obstante, “si unimos los mínimos, podremos ver que el oro, yéndonos a los últimos 30 años, ha tenido una evolución realmente importante”. Si nos centramos en los últimos 10 años, Laidi considera que “las alzas del oro han tenido retrocesos a la baja, pero como se muestra aquí, mientras el oro no baje de 25 o 27% de sus máximos, estaríamos cómodos para seguir alcistas”.

“Por tanto 1380, y mientras estemos por encima de los 1100 dólares/onza estamos cómodos”, apunta este experto, quien reconoce a su vez que “si traspasara la línea de tendencia, tampoco sería el fin del mundo, porque si algunos indicadores de la economía mundial mostraran fortaleza ello no necesariamente invalidaría o pondría fin al rally alcista del oro. El inversor no sólo tiene en la cabeza el oro como una inversión a largo plazo, sino que un escenario más positivo de la economía a nivel mundial tendría un efecto positivo en la demanda de metales de base así como en las materia primas agrícolas”.

Tanto el oro como la plata seguirán con una tendencia hacia arriba”. Por tanto, “incluso considerando esto último, y ya desde una perspectiva de muy corto plazo, y mirando este gráfico semanal, si miramos a los estocásticos, estos podrían estar avisándonos de que algo pasa”. Como soportes de medio plazo, “podríamos establecer niveles en torno a 1380 pero incluso si rompiéramos por debajo de los mismos, y mientras estuviéramos por encima de 1200 el rally de corto plazo permanecería intacto”.

La plata puede llegar a 45 dólares en algún momento del año que viene

Mucho se está hablando de la plata como la prima barata del oro y de su valor frente a éste. Así lo reconoce Laidi quien a modo de ejemplo señala que el 3 de septiembre si vemos el ratio oro frente a plata vemos un valor de 63 dólares, cayendo hacia un objetivo que podría llegar a valores de entre 55 y 60 dólares. Esto es a 3 de Septiembre --continúa- “pero si hoy miramos lo que el oro está haciendo veremos que está a 1368 y que la plata está en torno a 24; si tú divides 1368 entre 24 tendrás un resultado en torno a 56 ó 57”. Este experto considera que “estábamos en 63 dólares y hemos llegado al objetivo y realmente esto es oro dividido entre plata y hoy estamos en 56, es decir hemos cruzado por debajo la media móvil de 200 semanas”. Aquí tenemos, 1,2,3, y 4 semanas consecutivas por debajo de la media de 200, por lo que podríamos apuntar hacia el nivel de 50.

“Aquí estamos en 19,65 dólares, con la vista puesta en 21,30 dólares y todo indica que puede llegar a 30 antes de final de año”. Pero si no llega a 30 antes de final de año, explica, “podremos ver niveles de 40 o incluso 45 dólares en algún momento del año que viene”.

Y es que la plata tiene usos industriales y Laidi recuerda que “los granjeros en la India y en general en Asia, cuando llegan los beneficios de la cosecha y los recogen y entran en la temporada del trigo (noviembre diciembre y enero) ellos empiezan a comprar oro”. Un hecho que sin duda afectará al dólar.

“En 7 de los últimos 8 años, el cuarto trimestre del año siempre ha sido el mejor para el oro y la plata, en términos porcentuales, así que: sí, el oro va a subir, pero tendrá más recorrido la plata; aquí tenemos un gráfico en 24, y testeará niveles de 25…hay recorrido para seguir subiendo; de nuevo: estos gráficos hablan por sí solos”.

En el gráfico semanal del petróleo “se observa una figura extraña, la formación del diamante, si lo vemos desde los máximos de Noviembre del 2009, con las media móviles simples de 100 cerca de 80, si conectamos este nivel con este soporte y con esta resistencia, este nivel clave se rompió hace unas semanas en el nivel de 82, nivel clave que se rompió los 83”. “En el vencimiento de Noviembre podemos observar en MarketMaker que en petróleo está 82,64 y estuvimos en máximos de 83 y ayer el contrato se encontraba por encima de 84, esto nos muestra que el petróleo parece que seguirá hacia arriba, aunque hay que tener cuidado si uno quiere entrar en el mercado para comprar petróleo dicho contrato puede bajar a 82 y posteriormente a 81, pero siempre y cuando se encuentre por encima de la media móvil simple semanal de 200 y siempre que nos encontremos por encima de 68 y no cerremos por debajo de 68, parece que está bien, en el gráfico semanal y en el estocástico que se ve muy positivo”.

Básicamente, hay algo más que debemos tener en cuenta: “el gráfico es proporcionalmente inverso al gráfico del S&P500, esta es una de las razones por las que tenemos que integrar los mercados, cuando estuvimos en 1160 en el S&P500 dijimos que llegaríamos a los 1200 con los retrocesos del oro/petróleo, cuando llegamos a los 1200 con los retrocesos tocamos los 1183, por lo que es un buen momento para ir a por los 1193, nivel que coincide con la media móvil simple de 200 sesiones, por lo que tenemos que tener cuidado si ahora uno quiere comprar petróleo ya que tenemos que protegernos”. “Hayy que estar por encima del nivel de los 68, ya que hay un buen precio objetivo en los 86 e incluso en 87 debido en parte por la debilidad del EUR/USD”.