El selectivo del continuo español “aguantó” los 13.300 puntos en una “catastrófica” sesión para los blue chips y para todos los valores del indicador. Al cierre, el Ibex se dejó un 2,21% hasta los 13.300 puntos con Iberdrola como uno de los valores más penalizados al ceder un 3,66%. Recortes importantes también para Telefónica, Repsol, Santander y BBVA . La peor del selectivo fue Iberia (-4,27%), en un día en el que la IATA ha hecho público que, el transporte aéreo perderá este año 6.100 millones de dólares, si el precio del combustible se mantiene en 135 dólares por barril el resto del ejercicio. Tampoco ayudó al Ibex-35 el mal tono de Wall Street con el sector financiero e hipotecario “tocado”. Una jornada en la que se desmarcó Ferrovial (+1,88%) después de lograr el apoyo de la banca para acceder a un crédito de 9.500 millones de euros. Recortes generalizados en el resto de las principales plazas europeas. En el mercado de divisas, el euro, en los 1,55 dólares y, el petróleo, en el entorno de los 126 dólares el barril tipo brent.
Por el lado macroeconómico, datos y también previsiones. El Fondo Monetario Internacional prevé un marcado parón del crecimiento de la zona euro en los próximos trimestres debido a la crisis económica mundial, aunque ha mejorado su previsión hasta un repunte del 1,75% en 2008 y el 1,25% en 2009, frente al 1,4% y 1,2% respectivamente de las previsiones anunciadas en abril. No obstante, se revisarán en julio. En cuanto a la política monetaria, el Fondo cree que el BCE procede correctamente al mantener los tipos de interés con el actual marco económico, aunque podría tener margen para bajarlos si la inflación se modera. Una sesión en la que se ha publicado el PMI manufacturero español que cayó en mayo hasta los 43.8 puntos, su nivel más bajo desde 2001 mientras que la misma referencia para la zona euro ha caído una décima, hasta los 50,6 puntos. Tampoco ayudó al Ibex-35 el mal tono de Wall Street con el sector financiero “tocado” después de que la firma de capital riesgo Texas Pacific Group adquiriera un 23% de la hipotecaria británica Bradford & Bingley -que anunció un deterioro en su negocio y un incremento en los impagos-. Especialmente negativa la jornada para los blue chips. Así, la operadora Telefónica cedió un 2,38%, en una sesión en la que China Unicom y China Netcom han anunciado su fusión que consistirá en un canje de 1,508 acciones nuevas del grupo de telefonía fija por cada título de la operadora china de móviles. La transacción tiene un valor de unos 36.180 millones de euros. Telefónica es accionista de China Netcom con casi el 5% del capital y, se encuentra a favor de la operación, tras la que verá su participación diluida a cerca del 2,10%. Y, algo más sobre la operadora, el grupo de información Prisa pide 4.000 millones de euros a Telefónica para la compra de Digital +, cantidad que ésta considera “excesiva”. Además, ha recibido una mejora de recomendación por parte de JP Morgan hasta “sobreponderar”. Otro de los grandes valores del selectivo, el Santander -perdió un 2,24% - es noticia en la sesión de hoy, después de que se haya conocido que el banco y General Electric prevén cerrar en el cuarto trimestre del año su acuerdo de intercambio de activos, por el que el primero vende Interbanca y el segundo se desprende de las unidades de negocio de GE Money en Alemania, Finlandia y Austria así como sus unidades de tarjetas en Reino Unido e Irlanda y financiación de coches en Reino Unido, con un precio base para ambas transacciones de 1.000 millones de euros cada una, "sujeto a diversos ajustes". El otro gran banco, el BBVA recortó un 1,81% -en una sesión en la que Union Investment Real Estate ha comprado a un fondo inmobiliario gestionado por la entidad el edificio de oficinas de Torre Diagonal Litoral en Diagonal Mar de Barcelona por unos 80 millones de euros-. La petroquímica Repsol se dejó un 2,26%, después de los comentarios de su presidente que advertían del componente especulativo que existe en los actuales niveles del crudo y, su incredulidad para alcanzar los 200 dólares por barril. E Iberdrola cayó un 3,6%, por rumores del mercado según los cuales habría lanzado una oferta de 8,85 libras por acción de British Energy Group. Una sesión en la que la eléctrica ha solicitado, de nuevo, a la Comisión Nacional de la Energía que limite los derechos de voto de ACS, que controla un 12,7% de Iberrola, al considerar que las últimas declaraciones de la constructora ponen de manifiesto su condición de competidor en el sector energético. Los mayores descensos han sido, en esta jornada, para la aerolínea Iberia -que ha caído un 4,27%- en una sesión en la que se ha hecho público que prevé un ligero descenso del coeficiente de ocupación este año. Su presidente, Fernando Conte, ha dicho durante una conferencia de la IATA en Estambul, que el coeficiente de carga, sería inferior este año al 81,6% del año pasado, pero la cuestión más importante es cómo responderán los clientes al aumento de tarifas que podría forzar el precio del petróleo. Un sector el de transporte aéreo que perderá este año 6.100 millones de dólares (3.900 millones de euros) si el precio del combustible se mantiene en 135 dólares por barril el resto del ejercicio, según ha advertido el director general de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA), Giovanni Bisignani. Por el lado negativo también, ACS que perdió un 3,63%, Banesto que retrocedió un 3,38% y BME (-3,25%), en un día en el que hizo público que la bolsa negoció en mayo un 29,4% menos que hace un año. Por su parte, la CNMV ingresó 59,5 millones en 2007, un 19,9% más. Gráfico Ibex