Muy seguro parece estar el ministro de Finanzas de Irlanda, Brian Lenihan, quien ha asegurado que “el país va a recortar su déficit con lo que evitará pedir un rescate financiero”.

El ministro de Finanzas de Irlanda, Brian Lenihan, está convencido de que el país será capaz de evitar el rescate financiero y reducir su elevado déficit. Entre las medidas que nombra para conseguirlo se encuentra bajar los pagos de la asistencia social así como de las pensiones.

El objetivo de Irlanda es bajar el déficit al 3% del Producto Interior Bruto (PIB) para finales de 2014. No obstante, es posible que Irlanda tenga que pagar 50.000 millones de euros (69.500 millones de dólares) para rescatar entidades prestamistas como Anglo Irish Bank, lo que ha avivado el temor a que deba recurrir al fondo de rescate de 750.000 millones de euros establecido en mayo por la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional.