El grupo de aerolíneas IAG se revaloriza un 2,85% en el Ibex 35 este viernes. La compañía que engloba a marcas como Iberia, British Airways, Vueling o Aer Lingus celebra hoy su Día del Inversor en el que ha revisado sus objetivos hasta 2023 en el que ha elevado su plan de inversiones anuales un 24% y su beneficio operativo (ebitdar) un 11% hasta los 7.200 millones.

La compañía hispanobritánica estima que acometerá inversiones anuales por valor de 2.600 millones frente a los 2.100 millones que contempla su plan estratégico entre 2018 y 2022.

IAG sitúa su objetivo de ebitdar (beneficio antes de intereses, impuestos, depreciaciones, amortizaciones y arrendamiento) en el en torno de los 7.200 millones anuales, un 10,7% de lo que contempla su plan estratégico.

IAG sube en el Ibex tras elevar su previsión de beneficio operativo un 11%

El grupo que dirige Willie Walsh también contempla un crecimiento de la capacidad medida en asientos-kilómetro de aproximadamente un 6% al año comparado con aproximadamente un 5% por año para el periodo 2018-2022.

El resto de objetivos que hasta tenía IAG se mantienen sin cambios, como mantener un rating en grado de inversión, un retorno sobre el capital invertido (ROIC) sostenible del 15%, un margen de beneficio operativo de entre el 12% y 15%, un crecimiento medio del beneficio por acción de más del 12% al año y un flujo libre de caja para el accionista de 2.500 millones por año.

En lo que va de año las acciones de IAG caen un 0,77%, mientras que el cuarto trimestre se dejan un 3%. La compañía cerró los nueve primeros meses del año con un beneficio de 2.514 millones, lo que supone un crecimiento del 57,4% respecto al mismo período del ejercicio precedente. Los ingresos de IAG aumentaron en los tres primeros trimestres del año un 5,1% hasta los 18.346 millones, impulsados por una subida de los precios por pasajes del 5,3%.

IAG anunció también el pago de un dividendo a cuenta del ejercicio de 14,5 céntimos por acción.

S&P y Moody’s asignan un aprobado bajo a IAG

Las agencias rating S&P y Moody's asignaron este jueves una calificación inicial de "BBB-" y "Baa3", respectivamente, a IAG. S&P subraya que la solidez financiera de IAG es "suficiente para hacer frente a retos operacionales" como el elevado coste del combustible, eventuales huelgas de controladores aéreos y las incertidumbres asociadas a las salida británica de la Unión Europea (UE).

La perspectiva estable refleja la confianza de la agencia en que el grupo será capaz de mantener el crecimiento de su rentabilidad, recoge la Agencia EFE.