General Mills registró durante el segundo trimestre de su año fiscal una ganancia neta de 565,5 millones de dólares, ó 1,66 dólares por acción, un aumento del 49% frente al beneficio de 378,2 millones de dólares, ó 1,09 por acción, del mismo período del año anterior. Si se excluye el efecto de las posiciones de cobertura y otros factores, el beneficio fue de 1,54 dólares frente a los 1,36 dólares de un año antes. Los resultados más recientes de la fabricante de cereales se beneficiaron de los menores costos de los bienes básicos y de los mayores precios de venta, así como del impulso proporcionado por su estrategia de cobertura.