El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, afirmó hoy que "es importante" asegurar que los incrementos de la recaudación fiscal "se destinen efectivamente a reducir el déficit público y no a financiar posibles deslizamientos del gasto". En su comparecencia en la Comisión de Economía y Hacienda del Congreso de los Diputados, Fernández Ordóñez dijo que, según demuestran las experiencias del pasado, el éxito de las estrategias de consolidación fiscal depende en gran medida de su composición, de manera que el recorte del gasto público "sobre todo el improductivo", desempeñe un papel esencial en la reducción del déficit.