La confianza en los estímulos monetarios sigue dominando en las cotizaciones, que hasta se han beneficiado en Europa de nuevos datos de debilidad económica. Esperamos que cierta cautela se vaya imponiendo a la espera de los anuncios de la FED (miércoles) y el BCE (el jueves). Semana por tanto de noticias fundamentales de calado que deben marcar la inercia definitiva del cruce durante este trimestre.

Por el momento y siguiendo la línea del análisis de las últimas semanas el cruce se coloca por encima de 1,3050 recuperando la tendencia a través del bollinger y el 38% del retroceso con una vela envolvente. Desde la plataforma ProRealTime de Interdin.com se observa a través de los parámetros técnicos comentados como el cruce sigue fortaleciendo la pauta de los 1,2950 en base a un potente cierre mensual.



En términos de volatilidad diaria y coincidiendo con la relajación de las primas de riesgo periféricas, el cruce se mantiene por debajo de 100 puntos básicos lo que añade más consistencia el euro con el telón de fondo favorable a los activos de riesgo. La actual pauta de consolidación surtirá efecto una vez finalice el actual mercado lateral de las últimas semanas. Objetivo en 1,37.

En otros cruces, el euro con el yen se tomará un respiro y debe consolidar el soporte de los 127 yenes por euro. Objetivo en 140.