Parecía que el banco Sabadell ya no se dejaba canalizar desde marzo de este año y ahora lo que parecía una rebeldía ante los canales ha quedado más bien en otro tipo de canalizaciones: las laterales. De hecho, tenemos tanto la media móvil de largo plazo (color negro) como la de medio plazo (color rojo) totalmente planas lo que nos da una idea de la paz que reina en la cotización de este valor actualmente.

Realmente esto puede parecer muy aburrido, pero es precisamente ahora cuando podemos observar claramente los niveles de soporte y resistencia que tiene el valor en la actualidad. Así, nos acercamos ahora al importante momento en el que hay que volver a demostrarles a los inversores que la zona de los 1,60 euros es una clara zona de soporte.

Debemos estar muy atentos a las próximas sesiones porque de lo que ocurra en esa zona, condicionará el siguiente movimiento y con ello nuestra operación. Teniendo en cuenta que el mínimo intradiario está en los 1,565 euros debemos ser pacientes y no dar por roto el soporte hasta ver cierres por debajo de dicha zona mientras que el inicio de la reacción puede comenzar realmente en cualquier momento. Así que nos planteamos dos estrategias bien diferenciadas dependiendo de si rebota o no rebota ante su soporte.

La estrategia alcista pasa por esperar a ver la recuperación de los 1,62 euros en base cierres antes de entrar largos con stop de pérdidas en los 1,565 euros y objetivo cuanto menos hasta los 1,72 euros.

Por su parte, la estrategia bajista pasa por esperar a ver la pérdida de los 1,565 euros en base cierres antes de abrir posiciones cortas con stop de pérdidas inicial en los 1,62 euros y objetivo mínimo en los 1,50 euros.

Para ver el vídeo sobre la estrategia pincha aquí