Interesante situación en la que se encuentra Bankinter en estos momentos en donde la reciente corrección le ha llevado de nuevo a los mínimos que vimos en febrero. De hecho, con la vela de ayer se denota el intento de giro que está haciendo y que debería consumar en la sesión de hoy.

Así que de momento tenemos que los precios han alcanzado un soporte importante y se han frenado. Solo falta la confirmación de giro al alza que se producirá con cotizaciones del precio por encima de los máximos intradiarios de ayer. Así que la estrategia alcista es muy clara. Seré comprador si veo a Bankinter en 8,87 euros colocando un stop de pérdidas en los 8,68 euros y valorando un movimiento ascendente hasta alcanzar cuanto menos la proyección de los dos máximos decrecientes que vemos en el gráfico y que hoy pasan los 9,11 euros. De hecho, si supera los 9,20 euros debería luchar por un nuevo máximo histórico por encima de los 9,40.

Por lo que respecta a la posibilidad de montar una estrategia bajista solo sería viable si Bankinter no rebota ahora y continúa cayendo hasta el punto de  perder los 8,56 euros que es donde abriría los cortos con protección en 8,69 euros y objetivo de bajada en los 8,10 euros donde se encuentra un fuerte soporte además de la media de largo plazo.