El Santander distribuyó en torno al 22% del total de 1.900 millones de euros en créditos concedidos por el Instituto de Crédito Oficial (ICO) durante los dos primeros meses del año, según fuentes de la entidad que preside Emilio Botín consultadas por Europa Press.

Así, Santander ha canalizado 406 millones de las lineas ICO ideadas para facilitar créditos en condiciones preferentes a las pequeñas y medianas empresas y a los trabajadores autónomos para la financiación de sus inversiones en activos fijos productivos y sus necesidades de liquidez, según datos provisionales al cierre de la quincena.

Dentro de estas líneas, la entidad fue especialmente activa en las dirigidas al fomento de la actividad empresarial. En concreto, canalizó casi el 25% de la Línea ICO Pyme, la de mayor dotación; y un 60% en la Línea ICO Renove Turismo, línea que tuvo que ser ampliada por el ICO al agotarse en sus dos primeros meses de vida.