El precio medio de la vivienda descendió un 6,8% en agosto respecto al mismo mes de 2010.

Con éste ya acumula un ajuste del 23,5% desde el máximo alcanzado a finales de 2007, según Tasaciones Inmobiliarias (Tinsa).

Los pisos cierran ocho meses de descensos de precios consecutivos, siendo el de agosto el más intenso, tras las correcciones del 6,4% en julio y del 6,6% en junio. En mayor, la caída fue del 5,9%, del 4,4% de abril, del 3,7% de marzo, del 4,5% de febrero y del 5% de enero.

El precio de la vivienda mantiene su descenso en todas las zonas, de forma que el ajuste del precio de los pisos alcanza el 7,8% en las capitales y grandes ciudades, que se anota así el descenso más pronunciado, seguido por la costa mediterránea, con un retroceso del 7,1%.

En las capitales y grandes ciudades, la reducción acumulada del precio se sitúa en el 25,6%, y en el 23,4% en el caso de las áreas metropolitanas.

En el resto de municipios la caída acumulada del precio de la vivienda se sitúa en el 20,4%, mientras que en Baleares y Canarias se estima en el 21,1%.