El Producto Interior Bruto de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) se incrementó un 0,6% en el primer trimestre de 2007, dos décimas menos que en el cuarto trimestre de 2006, informó hoy el organismo en un comunicado. El crecimiento de la OCDE en tasa interanual se situó en el 2,7%.
En los Estados Unidos, el crecimiento se ralentizó hasta el 0,3% en el primer trimestre, la cifra más modesta desde el primer trimestre de 2003. En Japón el crecimiento alcanzó el 0,6%, seis décimas menos que el trimestre anterior, mientras que en la eurozona, la economía creció un 0,6% en el primer trimestre, tres décimas menos que en el cuarto trimestre de 2006. De entre las siete mayores economías de los países de la OCDE, el crecimiento en el primer trimestre se situó en un rango situado entre el 0,2% de Italia hasta el 0,7% de Reino Unido. Estados Unidos contribuyó en 0,7 puntos al crecimiento total de la economía de la OCDE en tasa interanual, mientras que Japón contribuyó en un 0,2 puntos y la eurozona en 0,8 puntos. El resto de los países colaboraron en 0,9 puntos.