Según los datos preliminares proporcionados por la OCDE, el crecimiento económico sigue la estela de recuperación de las grandes economías mundiales y abandonó los retrocesos, tras haber caído un 2,1% en el primer trimestre de año, un 1,9% en el cuarto trimestre de 2008, un 0,5% en el tercero y un 0,1% en el segundo.

La OCDE explica que sus siete mayores economías registraron en conjunto un descenso del crecimiento marginal del 0,1%, aunque las tasas de crecimiento varían considerablemente entre las mismas, desde el incremento del 0,9% de Japón, que sigue a dos trimestres consecutivos de caídas, hasta el descenso del 0,8% de Reino Unido.

No obstante, recuerda que tanto Alemania como Francia registraron crecimientos positivos (0,3%) en el segundo trimestre, tras experimentar descensos del 1,3% y del 3,5% en el primer trimestre, respectivamente.

El PIB de la Eurozona descendió un 0,1% en el segundo trimestre y un 0,3% en la Europa de los 27, mientras que el de EEUU experimentó una contracción del 0,3%, notablemente inferior a la caída del 1,6% de los tres primeros meses del año.

No obstante, en términos interanuales el PIB de la OCDE registró un descenso del 4,6%. Todas las mayores economías de la organización sufrieron descensos del crecimiento con respecto del mismo trimestre del ejercicio anterior, desde el -2,6% de Francia hasta el -6,5% de Japón.

EEUU contribuyó en un 1,4% al retroceso del PIB de la OCDE frente al 0,7% de Japón, el 1,2% de la eurozona y el 1,2% del resto de países.