El Ibex cierra con una subida del 1,8% hasta los 11.414 puntos impulsado por los movimientos empresariales y por el buen comportamiento de los índices americanos que han animado a las bolsas europeas a cerrar en terreno negativo.
El Ibex cierra con una subida del 1,8% hasta los 11.414 puntos impulsado por los movimientos empresariales y por el buen comportamiento de los índices americanos que han animado a las bolsas europeas a cerrar en terreno negativo.