El euro alcanzaba un nuevo máximo frente a la libra tras unos decepcionantes datos de vivienda y consumo en el Reino Unido que aumentaron los miedos de que el país se está dirigiendo a una recesión. El euro subía a 0,8042 libras, superando su anterior máximo de 0,8037. Ayer se conoció un informe de la Royal Institution of Chartered Surveyors que indicaba que la crisis de los mercados crediticios ha aumentado el número de agencias de tasación de vivienda que indican caídas de precios en marzo, hasta el nivel más alto desde que se comenzó a recoger esta estadística.