Se aprecian varios detalles técnicos potencialmente peligrosos de cara al medio plazo.

El precio de Cellnex perdía en julio la directriz alcista desde los mínimos de enero, dando comienzo el rango lateral en el que aún se encuentra.

La semana pasada, tras un amago de nuevos máximos históricos, se daba la vuelta, cerrando en los mínimos semanales, con un alto nivel de negociación, fruto de la intención vendedora a la llegada a 20 euros y dejando una pauta de cierre semanal con serias probabilidades de continuación bajista.

Desde junio el valor muestra un deterioro creciente frente al IBEX35, que también se corrobora con las importantes divergencias bajistas existentes en los indicadores técnicos.

La pérdida de la zona de 18,1 euros abre proyecciones bajistas más ambiciosas.

Recomendación: venta parcial.