El presidente de Repsol YPF, Antonio Brufau, aseguró hoy durante la apertura en Madrid del undécimo Foro Latibex que la actual crisis "debe servir de llamada de atención a los gobiernos" de Iberoamérica para que, entre otros aspectos, modernicen su administración tributaria para acercarla "a los esquemas de la OCDE".
Los gobiernos de la región, indicó, deben aprovechar también la actual situación para "redoblar los esfuerzos en capital humano" y para modernizar la administración pública en general, con el objetivo de "buscar mayor eficiencia".

El presidente de la petrolera aseguró además que Iberoamérica está respondiendo a la crisis mejor que otras regiones y mejor que en el pasado, y consideró que su recesión "no muy severa" le permitirá recuperarse antes.

El continente ha sufrido una degradación en la calidad de su deuda inferior a otros países, ha reducido su dependencia de los recursos externos, ha evitado las caídas en los ingresos públicos registradas en otras ocasiones y ha contenido la fuga de capitales, señaló. Además, "esta vez no se ha acudido a las nacionalizaciones", añadió.

Los países emergentes, explicó en alusión al continente y a China e India, "están siendo los primeros en recuperarse de la crisis" y "su crecimiento será un espaldarazo para el crecimiento del precio de las materias primas".

"La confianza de los consumidores está mejorando claramente" y "la economía experimenta crecimientos positivos", consideró, antes de pronosticar un aumento del PIB de la región en 2010 "superior al 3%". En 2009, según las previsiones del Fondo Monetario Internacional (FMI), se producirá una contracción del 2,5%, señaló.

Pese a la buena posición del continente en términos relativos, Brufau pidió que no se olviden "las consecuencias de la crisis" en Iberoamérica, ya que la región no está siendo ajena al aumento del paro y está interrumpiendo el ritmo al que la población sale de la pobreza.

PERSPECTIVAS DE REPSOL

"Somos optimistas en cuanto a las perspectivas de Repsol y debemos estar alerta para aprovechar las oportunidades", señaló el presidente de la petrolera en alusión a la marcha de su empresa. A partir de 2013, recordó, comenzará la producción en los últimos yacimientos descubiertos, entre ellos los de la cuenca de Santos (Brasil) o el de la gran bolsa de gas de Perla (Venezuela), que "alberga lo equivalente al consumo español en cinco años".

"Repsol sabe que para crecer hay que invertir en exploración y los frutos de esta estrategia están siendo importantes desde 2008", aseguró. Además de Brasil y Venezuela, Brufau citó Argentina como uno de los países clave para el grupo en el continente.