Mostramos en el gráfico el antiguo escenario que preveíamos semanas atrás tras romper la resistencia en 19,6 euros.

En el gráfico menor mostramos la situación actual en el corto plazo. Así, el precio viene cumpliendo hasta ahora de forma exacta el escenario previsto en rojo, formando una base en 19,6 euros, punto donde rompía al alza en enero. Los indicadores “intradiarios” generan síntomas de rebote.

Recomendación: COMPRA CORTO PLAZO