El Banco de España lanzó una seria advertencia al Gobierno el miércoles, avisando de que no queda margen para reavivar la economía con más gasto. En una entrevista, el director general del Servicio de Estudios del Banco de España, José Luis Malo de Molina, advirtió de que cualquier nuevo estímulo fiscal tendría un escaso efecto en la economía y requeriría grandes recortes del gasto para ajustar las finanzas del país.
 El margen para recurrir al gasto público o a recortes fiscales es "inexistente", a no ser que se contrarreste con medidas que reduzcan el déficit presupuestario a medio plazo, advirtió Malo de Molina.

De no hacerlo así, Molina señaló que habría una necesidad de aplicar medidas restrictivas en un momento en que la economía continúa en una fase de contracción, intensificando aún más la situación.

El economista del Banco de España puso además en tela de juicio la eficacia de eventuales nuevas medidas de estímulo. Las actuales medidas han tenido un "efecto limitado" porque gran parte del dinero se ha destinado al ahorro, no al gasto, dijo.