El banco británico Barclays ha notificado a la Comisión Europea su propuesta de oferta por su rival holandés ABN Amro para que este organismo revise la operación en términos de competencia, según una lista de adquisiciones del ejecutivo europeo. La Comisión, que tiene potestad para autorizar o no fusiones transfronterizas a gran escala, puede autorizar la operación, denegarla o imponer a las partes condiciones de desinversión para garantizar la libre competencia.