El Departamento de Análisis de Bankinter valora positivamente la compra de Banco Popular por Banco Santander, y mejora el precio objetivo de la entidad capitaneada por Ana Botín hasta los 6,90 euros (desde los 6,75 euros previos), reiterando su consejo de comprar el valor. Recomiendan asimismo acudir a la ampliación de capital.

La ampliación de capital de Banco Santander para respaldar la adquisición de Banco Popular: 7.072 millones de euros, con ecuación de canje de una acción nueva por cada 10 antiguas, a un precio de 4,85 euros, recibe el visto bueno del Departamento de Análisis de Bankinter y aconsejan acudir a la misma

Para estos expertos el precio de emisión es “atractivo, ya que se realiza con un descuento del 16,5% con respecto al precio de cierre del lunes (no refleja el valor de los derechos de suscripción que actualmente cotizan en torno a 0,09 euros).

Reiteran que la “tiene sentido estratégico”, pues Banco Santander alcanza el liderazgo en España con una cuota de mercado en inversión crediticia del 20,0% y del 25,0% en el negocio de Pymes (vs. 11,2%).

Y también “financiero, la adquisición nos parece interesante porque la operación es ‘relutiva’ (aumenta el beneficio por acción) y la rentabilidad de la inversión es atractiva (ROI estimado del 13/14%)”.

Vea también: "De los sobresalientes técnicos del Ibex, Bankia es la que mejor aspecto tiene"

Concretamente, según sus estimaciones el BPA mejora un 2,2% en 2019 (frente al 2,0% esperado por la entidad) y un 2,8% en 2020 (frente al 3,0% previsto). “Este incremento viene principalmente explicado por mejoras de eficiencia. Estimamos un ahorro del 33,0% de la base de costes operativos de Popular (en línea con el guidance de Santander), lo que implica un ahorro de 504 millones de euros brutos en 2020”.

Además, creen que “se pueden conseguir sinergias de ingresos debido a un menor coste de financiación mayorista y al relanzamiento de la actividad comercial en la franquicia de Popular, aunque preferimos ser conservadores en nuestras estimaciones (asumimos una contribución neta anual de 100 millones de euros los tres próximos años)”.

Vea también: "BBVA y Santander tienen figuras interesantes, y Telefónica podría repuntar"

La adquisición, añaden, “conlleva la gestión de 36.800 millones adicionales en activos improductivos brutos (NPAs) de los cuales 17.500 millones son activos inmobiliarios. Tras los saneamientos extraordinarios anunciados, el volumen estimado de activos improductivos procedentes de Popular se sitúa en 12.600 millones netos (vs 10.700 millones en Santander España). El volumen de activos inmobiliarios netos alcanza 6.500 millones (vs 4.700 millones) con una ratio de cobertura que consideramos adecuada. La tasa de cobertura de activos inmobiliarios alcanza el 63,0% y supera la media sectorial (en torno al 50,0%)”.

Así, concluyen: “Este factor permitirá a la entidad capitaneada por Ana Botín acelerar la venta de activos inmobiliarios, optimizar el consumo de capital y mejorar aún más la rentabilidad de la operación”.

Vea también: José Luis Cava: "El S&P500 habrá hecho suelo cuando supere los 2.445 puntos"