La Asociación Española de Accionistas Minoritarios de Empresas Cotizadas (AEMEC) ha decidido personarse ante el tribunal francés de Nanterre, el mismo que lleva el caso de Sacyr Vallehermoso contra Eiffage. Interpondrá sendas demandas contra la constructora gala y contra accionistas de referencia de la misma distintos al grupo de Luis del Rivero. AEMEC considera que existe concertación en la parte francesa y exige que se les obligue a lanzar una opa a 129 euros.
AEMEC, que ha logrado representar accionistas españoles en Eiffage con un 11,25% del capital, ha demandado por un lado a la francesa por haber suspendido los derechos de voto de los 89 accionistas españoles en la junta general de abril y por otra parte a los accionistas franceses de Eiffage acusándoles de concertación al mismo tiempo que rechaza que hubiese existido concierto entre los españoles. AEMEC considera que la Sicav Eiffage 2000 (con el 17,97% de Eiffage), la Sicav Eiffayme (5,27%), Caisse de Depots (8,91%), Groupama (3,04%) y AXA (1,31%) actuaron de forma concertada perjudicando los intereses de los accionistas minoritarios. La propia Sacyr tiene previsto recurrir ante el tribunal de Apelación de París la decisión anunciada ayer por la AMF, el regulador de los mercados financieros en Francia, que dijo que la opa en acciones lanzada por la constructora española no se ajusta a la normativa del país vecino y que tendría que presentar una nueva, esta vez en efectivo. A las 11.12, Sacyr bajaba en la bolsa española casi el 7% ante los temores que despierta la financiación de una eventual nueva opa por la francesa, mientras Eiffage bajaba un 0,19% a 104,5 euros en París.