El selectivo español se ha visto embarcado en la ola bajista que hoy reina en la renta variable europea. El Ibex 35 perfora los 10.250 puntos y pierde soportes de corto plazo. ¿Hacia dónde podría dirigirse ahora?

El Ibex 35 abría la sesión con un hueco bajista que le llevaba a perder el soporte de los 10.250 puntos que ayer salvaba al cierre. Sin embargo, conforme aumentaba la incertidumbre geopolítica en Europa a lo largo de la mañana, el selectivo español ha ido profundizando en su caída. A estas horas ya cotiza por debajo del retroceso de Fibonacci del 38,2%.

En los 10.000 enteros encuentra un soporte psicológico que ya frenó al índice a mediados de este mes y también en octubre. Más abajo podría deslizarse hasta los 9.850 puntos, zona que coincide con el retroceso de Fibonacci del 23,6%. Ojo, porque si el Ibex retrocediera a estos niveles, podría confirmar un movimiento de throwback a la directriz bajista que nació en los máximos de julio.

ibex


Dentro del Ibex 35 el valor más penalizado desde comienzos del día es IAG. La aerolínea se ve golpeada por los riesgos de mayores ataques terroristas. De hecho, el Departamento de Estado de EEUU ha alertado a sus compatriotas de que eviten viajes alrededor del mundo y zonas de aglomeración. 

Además, la útlima puntilla a las bolsas europeas la pone Wall Street, donde los índices han abierto en negativo tras la revisión al alza del dato de PIB del tercer trimestre. En concreto, la economía estadounidense se ha expandido un 2,1%, frente al 1,5% calculado inicialmente. Este hecho acerca la subida de tipos a la próxima reunión de la Fed, que tendrá lugar a mediados de diciembre. 

Por supuesto, no podemos pasar por alto la incertidumbre adicional que está proporcionando el derribo de un avión ruso en Turquía. Este hecho está tensando las relaciones dentro de la OTAN, ya que Rusia ha declarado que este ataque es "una puñalada por la espalda".