La bolsa norteamericana abrió la sesión en positivo en una jornada repleta de resultados empresariales y en la que, los precios del crudo, se muestran replegados. Diego Escribano, director de asesoramiento financiero de Fortis Banca Privada señala que sería síntoma de un cambio de tendencia, “que el precio del petróleo rompiera los 123 dólares para abajo –ahora está en 127-“, dice. Considera que es importante que se haya roto la barrera de los 130, pero “aún es más importante que se rompa esta otra”, subraya. Con todo ello, continúa “respiran las presiones inflacionistas y, en este sentido, tenemos hoy dos asuntos importantes, el libro Beige de la Fed y la votación de la Cámara de representantes de EE.UU sobre el plan de rescate de Fannie Mae y Freddie Mac”. En lo que respecta al sector financiero, el experto cree que estamos asistiendo a un cambio de sentimiento para mejor. Escribano resaltaría tres conclusiones al respecto: “que el problema hipotecario continúa, pero el ritmo de intensidad es cada vez menor; que las ampliaciones de capital, parece que están llegando a su fin y, que aunque es cierto que los dividendos están recortando, no es menos cierto que están mejorando los márgenes en los nuevos préstamos por las nuevas condiciones de crédito”, indica.
En cuanto a tendencias, el director de asesoramiento financiero de Fortis Banca Privada resalta que “los resultados del segundo trimestre están siendo, en general, peores a lo esperado por el mercado”. Y lo argumenta afirmando que se esperaban unos resultados del trimestre en torno al 15,5% de bajadas de beneficios por acción y “estamos en un 18% por abajo”, subraya. Y ello, en un momento, en el que han publicado sus cuentas un 30% de las compañías. No obstante, señala que los que se están conociendo en esta jornada están siendo todos “muy buenos”. El experto dice sobre AT&T que no ha habido profit warning “que ya es bastante”, indica y, añade que otra compañía, Pepsico ha presentado una mejora en sus beneficios por acción y, áñade- "así seguiría con compañía tras compañía", apunta. Escribano afirma que le gustaría ver que el S&P500 atacase el nivel de 1.300 puntos -que es el nivel de resistencia-, algo que considera que sería muy positivo, porque si no –dice- “puede ser un rebote de cuatro días el que experimenta ahora mismo”. Sector farmacéutico Diego Escribano destaca el sector farmacéutico, que según señala “lleva siete años haciéndolo mal y, en los dos últimos meses, parece que se está dando la vuelta, -su menor crecimiento, descontado-“. Y pone de ejemplo a Pfizer que ha presentado unas cuentas mejores a las esperadas – su beneficio ordinario en el segundo trimestre fue de 3.700 millones de dólares, o 55 centavos por acción, cuando los analistas esperaban 54 centavos por acción de beneficio-. Y especifica que “es esa rotación de sacar dinero del sector energético yendo al sector defensivo farmacéutico es lo que estamos viendo hoy en el mercado”.