Entre las compañías que más suben se encuentran Iberia, Iberdrola y Sacyr. Las alzas de las dos primeras están justificadas en movimientos corporativos y rumores dentro del sector, sin embargo Sacyr repunta porque durante las semanas anteriores fue uno de los valores que sufrió un castigo excesivo.
Parece que hay más euforia en el mercado de la que deberíamos tener. Estamos en un rebote y hemos rebasado de nuevo los 14.000 puntos pero recomendamos ser cautos ya que el mercado ha dado muestras de debilidad y el dólar sigue estando débil, lo que no suele beneficiar a las bolsas europeas. Se está dibujando un techo en los 14.400 puntos en un escenario de incremento de la volatilidad. Tenemos movimientos laterales entre los 14.300-14.400 puntos y no creemos que haya mucha fuerza como para volver a máximos históricos en la próxima semana.