Los resultados de Iberdrola han sido buenos. Le está jugando en contra las fortísimas subidas que ha tenido en jornadas anteriores. Es una compañía en la que se puede permanecer comprado, aunque el precio no es precisamente barato. Recomendamos mantener.
Iberia ha bajado mucho a pesar de las noticias sobre la posibilidad de que nuevos grupos se sumen a las ofertas de compra de la compañía. Por muchos oferentes que haya lo importante es el precio. Los precios no son tan optimistas como el mercado había apostado. Nosotros también estamos en la línea de los 3,70 euros. Las cuentas de Renta Corporación son muy buenas así como las previsiones para los siguientes ejercicios. Sin embargo no han sido suficientes, ya que han bajado un 2%. En el corto plazo el mercado inmobiliario estará muy tocado por un tema psicológico. Las caídas han sido fuertes, pero no hay que huir de ellas, puede haber oportunidades bastante claras.