La resaca electoral no impidió que hoy el Ibex firmara su sexta jornada consecutiva al alza. Subió el Ibex y lo hizo en contraste al resto de plazas europeas que se decantaron por hacer caja tras las alzas de la víspera. No así los inversores españoles que llevaron al selectivo a terminar la jornada con un repunte del 0,18% los 9.744,70 puntos presionado al alza por todos sus blue chips. Y es que “el peso de los grandes valores ha maquilado el resultado del índice”, explica David Ardura, analista de Gesconsult quien cree que “a nivel general ha sido una jornada de toma de beneficios después de cinco días de subidas”. Para este experto, “quizás estamos descontando o sobrecomprando la caída en volatilidad y los resultados de las elecciones. Una vez conocidos, se ha producido una toma de beneficios”.


Reunión BCE

Subidas hoy del Ibex la jornada precedente a la reunión del BCE en la que previsiblemente el banco emisor europeo recortará los tipos de interés en la zona euro en 50 puntos básicos aunque “hay gente que es más agresiva”, comenta el experto de Gesconsult para quien lo importante de la cita no es tanto el recorte de tipos “que está descontado, como el mensaje posterior de Trichet”. David Ardura espera “una línea continuista, que hable de rebajas en las expectativas de inflación y de la necesidad de seguir recortando tipos ante un escenario macro complicado”. 

Iberdrola Renovables y Gamesa

De vuelta a nuestro parqué, Iberdrola Renovables y Gamesa consideraron por separado que la victoria de Obama en las elecciones presidenciales de Estados Unidos supondrá un impulso a las energías limpias. Sin embargo, ambos valores cerraron hoy con recortes y Gamesa, incluso, lideró las caídas con una corrección superior al 6%. Para David Ardura “la victoria de Obama puede beneficiar a ambas compañías por su apuesta por promocionar este tipo de energías”, pero además, explica este experto financiero, “nos encontramos ante un bien escaso como es el petróleo que tiene además un tinte especulativo (…) hay que buscar alternativas y estas dos compañías, una que explota este tipo de energía y otra que la suministra, tienen potencial sobre todo de cara al futuro”. Más a corto plazo no tanto porque “estamos hablando de valores de crecimiento y el mercado ahora no está para este perfil, la tendencia de fondo es complicada, el escenario macro también es complicado y las compañías de crecimiento no se verán beneficiadas”. 

Endesa 

Otra empresa del sector energético centró hoy la atención del mercado; Endesa que anunció que ganó un 243% más durante los nueve primeros meses del año gracias a la venta de sus activos a E.On. Unos resultados que para Ardura “son buenos, aunque al final estamos hablando de que están distorsionados”. La incertidumbre “es saber qué va a pasar con las plusvalías, si se van a repartir vía dividendo a qué se va a hacer”. En cualquier caso, asegura este experto, “estamos hablando de una compañía como casi todas las del sector que es una clara oportunidad a largo plazo”. 

Repsol

Algo más complicado es el panorama de Repsol, cuyo presidente Antonio Brufau, se reúne en Buenos Aires con la presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner. “No sé si Repsol se la juega o no en la región”, comenta el experto de Gesconsult, “pero con un 35% del negocio proveniente de ahí estamos hablando de un factor de inestabilidad importante para la compañía. No pensamos que vaya a haber una nacionalización de activos pero evidentemente es un riesgo tener una parte tan importante del negocio en una región tan inestable. No para el resto de compañías españolas con presencia en la zona, pero sí para Repsol”. 

Recomendaciones

En cuanto a las recomendaciones, Ardura cree que “a corto plazo es complicado determinar nada porque hemos vivido una etapa de gran inestabilidad, el mercado se ha relajado en las últimas semanas y esto puede inducir a pensar que todo ha pasado ya”. Sin embargo, asegura el experto, “tenemos los mismos problemas. No ha cambiado el fondo del mercado, la recuperación será gradual ya que, que se restablezcan las condiciones de crédito llevará su tiempo y luego nos encontraremos con una recesión importante y con caída en los beneficios empresariales, con lo que volveremos a ver volatilidad y periodos de inestabilidad”. En conclusión, la recomendación del analista pasa por “ser prudentes y selectivos” y apostar “por empresas que puedan aguantar la volatilidad”