Los jóvenes son los que más están sufriendo el deterioro del mercado laboral, ya que este colectivo registra una tasa de paro del 17,2% y uno de cada dos tiene un empleo eventual, según la Asociación de Grandes Empresas de Trabajo Temporal (AGETT). En su última Nota de Alerta, que titula "Tiempos difíciles para los trabajadores más jóvenes", AGETT recuerda que en el segundo trimestre de 2008 el número de desempleados jóvenes ascendió a 951.700, un 35,6% más que en el mismo período del año pasado.
Mientras que la tasa de paro general está en el 10,4%, la de los jóvenes (los divide en tres grupos: de 16 a 19, de 20 a 24 y de 25 a 29 años) está en el 17,2%. Además, la temporalidad que afecta al colectivo, aunque está descendiendo, se situó en el 48,3% en el segundo trimestre de 2008, casi diecinueve puntos por encima de la general. Para AGETT especialmente "grave" es el caso de los trabajadores de 16 a 19 años, cuya tasa de desempleo es del 41,13%. Otro dato que destaca la asociación es que al 27% de los jóvenes les lleva de 1 a 3 meses encontrar empleo. Asimismo, resalta que cada vez hay un mayor porcentaje (el 14%) que tiene un trabajo en un tiempo "intermedio (de 1 a 6 meses)", mientras que disminuyen los que lo hayan rápidamente (hasta casi el 13%) y los que tardan mucho en emplearse (hasta casi el 5%).