Mal semana para los grandes mercados como el de Estados Unidos y quizá por eso los fondos han decidido cambiar su tendencia durante la semana que terminó el 8 de enero.

En concreto, según los datos que prepara Citi con los datos de la consultora EPFR son claros. La semana pasada los fondos prefirieron la renta fija por primera vez en cinco. En concreto, según estas cifras, los productos especializados en bonos recibieron entradas netas por un importe de 5.300 millones de dólares.

La renta variable, por el contrario, sufrió salidas por una cantidad cercana a los 430 millones de dólares, aunque el comportamiento de los fondos ha sido diferente dependiendo de las regiones.

Así, Estados Unidos sufrió salidas netas por 2.500 millones de dólares, aunque no sucedió lo mismo con los mercados de acciones de Japón y Europa. En concreto, Japón recibió entradas por un importe de 1.700 millones de dólares y Europa 908 millones de dólares. En concreto, los países desarrollados obtuvieron entradas netas por un importe de 891 millones de dólares.

Los emergentes, sin embargo, continuaron con el goteo de salidas hasta completar un total de 1.300 millones de dólares. Se trata de la undécima semana consecutiva en que los inversores deciden salir de los países menos desarrollados.

En el caso de Latinoamérica es peor, ya que lleva doce semanas consecutivas sin recibir entradas netas de dinero en sus fondos. La semana pasada, las salidas supusieron algo más de 300 millones de dólares.

Los fondos, sin embargo, siguen apostando por China y la semana pasada recibió dinero, en total algo más de 330 millones de dólares. Se trató del mayor receptor de fondos en todos los países emergentes.

flujos de fondos