Josep Prats, Director de gestión de patrimonios de Ahorro Corporación ha indicado que la subida de los grandes valores es característica de una etapa de recuperación de los mercados. Telefónica, BSCH y BBVA son los pesos pesados del Ibex, los que lideran las ganacias así como los más perjudicados y beneficiados a corto plazo de los movimientos del mercado.
Tenemos una semana emocionante, con caídas y ligeras recuperaciones en la que se tienen que ir reduciendo la volatilidad dando oportunidades a los cortoplacistas. Mayor estabilidad en los grandes índices americanos que se irán trasladando a la bolsa española y Europea. En mayo del año pasado volvímos a mínimos y el Ibex acabó subiendo un 30%, prevemos que de aquí a final de año podría haber crecimientos de dos dígitos y pensamos que se darán. La subida de los grandes valores es la característica de una etapa de recuperación de mercados. Telefónica, BSCH y BBVA, que pesan casi el 50% del Ibex, son los que han liderados las ganancias y son los más perjudicados y beneficiados a corto plazo. La subida de Telefónica coincidió con la compra de opciones de su presidente con precio de ejercicio a 22 euros durante 3 años y es una medida que, si se extendiera al resto de compañías darían más confianza al mercado. Aunque la tendencia de fondo es la que ha llevado a telefónica a esta recuperación, de manera diferencialmente positiva con respecto a otras telecos europeas. El tema de la venta de Endemol sería una solución a un problema que Telefónica tiene anclado desde los años de la burbuja tecnológica. Hay mucho dinero y es algo que está ahí, no es relevante para telefónica y probablemente pueda zanjarlo con pérdidas moderadas. Es el momento de conseguir este dinero para acometer inversiones más interesantes como son telecomunicaciones tradicionales en el resto de Europa, Iberoamérica y esos serían los objetivos que tienen que perseguir. Ante la expectativa de posibilidad de compra de un negocio que no es el principal de la operadora debe acometerlo con la máxima rapidez.