Toda Europa ha estado bajando en una jornada de trámite. Sin embargo, el selectivo “no ha roto soportes ni resistencias de relevancia” asegura el experto de MG Valores que considera que “el mercado se moverá entre los 14.600 y los 15.450 puntos bastante tiempo”. Es seguro que esos soportes y resistencias “se romperán, con una violencia que será proporcional al tiempo de indecisión de los mercados”. El repunte del euro con respecto al dólar “tiene incidencia en los mercados y no”. Mientras que el dólar está en tendencia bajista, el euro está alcista pero “tampoco el precio del petróleo sigue muy alto, ya que al cotizar en dólares y al depreciarse éste en euros, es una noticia positiva” asegura Gutierrez Laso. Sin embargo, con los fantásticos superávits de China, Tailandia y el resto de mercados asiáticos, que tienen sus monedas ligadas al dólar “comprarán más barato, venden más barato aún y eso no es bueno para Europa”. Los sectores en los que podría tener una mayor incidencia el repunte del euro serían el de industria básica y de equipamientos “porque la industria es bastante exportadora y tendría competencia directa de los mercados asiáticos y de Estados Unidos”. El resto de sectores “permaneceran neutrales” puesto que hay una correlación negativa casi perfecta entre el crudo y el dólar, de modo que cuando el crudo sube el dólar baja y viceversa sin tener “mucha influencia sobre los inputs de exportación”. Apuesta por sectores defensivos En esta situación del mercado, Gutierrez Laso apuesta por sectores muy defensivos con compañías que “tengan una buena retribución de dividendos, buenos resultados y sean poco propensos a la competencia de compañías del dólar” como los grandes bancos españoles o incluso Telefónica. Incluso si se quiere obtener una rentabilidad mayor que la de la renta fija apostaría por “compañías que estén inmersas en operaciones corporativas como Altadis, Endesa e incluso Iberia”. Avánzit podría ser un valor que ha caído y que “podría tener grandes posibilidades en el corto plazo” para inversores con menos aversión al riesgo, asegura el experto de MG Valores.