El analista comenta en el medio de comunicación que pese a las grandes subidas que llevan produciéndose desde hace más de cinco años, Estados Unidos sigue siendo el mejor lugar para invertir.
El índice S&P 500 ha caído más de un 4% desde que alcanzara su máximo histórico el 29 de diciembre. Los inversores entraron en pánico como consecuencia de la caída del precio del petróleo y la agitación política en Grecia.

Pero eso no ha generado miedo, dice en la CNBC el experto Ron Insana. "Estoy convencido de que las acciones de Estados Unidos son el lugar para estar y que Wall Street está disfrutando de un laico, de largo plazo, mercado alcista, basado en una variedad de influencias positivas", expone.

Para estar seguros, Insana está preocupado por que Grecia salga de la eurozona y por una posible deflación en la zona de la moneda común europea.

Además, no todas las consecuencias de la caída de los precios del petróleo son positivas. "Además de impulsar las naciones productoras de petróleo al borde de la quiebra... Podríamos llegar a impagos de alto rendimiento de la deuda utilizada para financiar proyectos de energía especulativas en Estados Unidos”, señala.

Pero el analista sigue siendo alcista. "Creo que Estados Unidos capeará el temporal, y sufrir, en el peor de los casos, una corrección”, destaca. “Pero esa creencia también se basa en que la Reserva Federal no subirá los tipos de interés en 2015 en modo de respuesta política al asalto de la OPEP contra el fracking americano”, explica.

"El mercado, según se dice, escala sobre un muro de preocupación”, compara. “Pues Wall Street está consiguiendo un comienzo preocupante… La cobertura puede ser una buena estrategia en los próximos días y semanas", asegura. "Por ahora, dado el rápido ritmo de la acción, esto se ve más como una corrección que el comienzo de un mercado bajista”, termina.