El Ibex se ha ido de fin de semana consolidando los 11.400 puntos consiguiendo otro máximo por cierres semanal, lo que, según Eduardo Bolinches, director de Bolsacash “nos dice que las subidas van a continuar”. Concretamente, este analista cree que “en las próximas dos semana podremos ver niveles de techo en un rallye dentro de un mercado bajista y, a partir de entonces, tendremos que buscar síntomas de un impulso bajista e ir vigilando los soportes”.
Chevrox hoy reiteraba comprar Antena 3 y Telecinco por lo que Bolinches observa que “ambos valores están en zonas de resistencia y a mitad de semana han conseguido bastantes plusvalías, lo que ahora están descontando”“no obstante, con respecto a Antena 3 “si no pierde los niveles de cierre de hoy, en 7,60 puntos, no pasaría nada e, incluso, las personas que la tuvieran compradas desde hace tiempo, se podrían permitir poner un stop un euro más bajo”. De esta compañía el analista además cree que “puede llegar al nivel de 8,58 puntos”. En el caso de Telecinco “tendría el soporte en 8,20 puntos, la resistencia en 9,60 puntos e, incluso, con visos de llegar a 10,26”. El director de Bolsacash añade que “en el rallie alcista que tendremos para estas dos semanas, las compañías, aunque sean secundarias, como estos grupos de comunicación, también van a alcanzar máximos y mínimos crecientes”.

Siguiendo con las recomendaciones, Goldaman Sachs ha subido ligeramente el precio objetivo de Acerinox, compañía de la cual, Bolinches observa que “hoy ha llegado a negociarse a 15,65 euros, cerrando en una zona de media sesión, 15,15 puntos, y está jugando con una pequeña resistencia. Está en máximos del año, pero estas resistencias son muy débiles”. Sin embargo, el analista cree que “en la medida en que sea capaz de romper y tirar un poco más la próxima semana, tiene una zona preocupante en 15,30-15,40 puntos pero, sin ningún problema va a conseguir contagiarse del festival alcista que nos den las plazas americanas en las próximas dos semanas y seguir escalando posiciones, dejando nuevos máximos y mínimos crecientes”.

Ésta que se cierra ha sido una buena semana para el oro, ya que ha superado la barrera de los 1.000 dólares, sin embargo, el experto dice que “quizás el domingo en el Globex surjan fuertes ataques contra el metal pero, aunque tendrán su contestación rápidamente”“El oro tiene los 1.000 dólares encima de la mesa y va a seguir escalando”, afirma Bolinches. Además, desde Bolsacash recomiendan que, “quien no tenga posiciones en el oro, que lo acumule sin tapujos, concretamente en el certificado cuyo código es W45.523 y cotiza en el Sibe”, las razones que da es que “este certificado replica lo que hace la onza en dólares, en euros, pero no tiene arreglo divisa, ni vencimiento ni es un warrant”. Desde esta compañía auguran “un rápido movimiento en los próximos 3 a 6 meses de un 30% en los 1.300-1.400 dólares la onza”.

También ha sido una buena semana para Repsol, que se ha convertido en una de las empresas que más han subido en bolsa en estos días tras el hallazgo del yacimiento de Brasil. Desde el punto de vista técnico Bolinches observa que esta empresa “tiene una pequeña resistencia en 17,80 euros y, con el cierre de hoy, está demasiado cercana pero, a lo largo de la próxima semana, si empezamos subiendo y tenemos una ruptura de máximos nuevo en el Ibex, Repsol romperá los 17,80 euros y atacará inmediatamente otra resistencia bastante cercana, en 18,08 euros”, y no sólo eso, el analista cree que “en las dos próximas semanas alcistas, hay que estar en valores de primera fila, como Repsol, BBVA, Telefónica y Santander”.

Recomendación
Desde Bolsacash creen que “no es tiempo de abrir posiciones cortas, ya llegará el momento en el que tengamos soportes importantes pues, con el Transportations subiendo más de un 1%, el mercado seguirá subiendo”. Reiteran que “ahora es arriesgado entrar, en la medida en la que, si no se es disciplinado con los stops de pérdidas, podemos acabar mal”. Eduardo Bolinches fija el “punto de inflexión del mercado en los 9,422 puntos del Dow Jones, que dará las señales del nacimiento de una tercera pata bajista y, entonces, sería el momento de ir abriendo posiciones cortas.