La deuda pública española continúa ofreciendo grandes rentabilidades. Así, el interés de las Letras del Tesoro Público a 12 meses se ha fijado en el 4,208%, el valor más alto registrado desde julio de 2001. El Tesoro Público elevó el rendimiento de estos activos en 0,119 puntos respecto a la subasta celebrada en abril, cuando la rentabilidad se fijó en el 4,089%. La tendencia alcista de las Letras del Tesoro se mantiene desde mediados de 2005, cuando su interés estaba ligeramente por debajo del 2,00%, y sólo en los últimos 12 meses la subida ha sido de 1,088 puntos. En estos momentos, las Letras superan con creces el encarecimiento del coste de la vida, baten el interés que ofrecen las cuentas remuneradas y desafían a la bolsa. Además, las rentabilidades podrían aumentar y, en este sentido, las previsiones oscilan entre el 4,25 y el 4,5%.